Mauricio Macri arranca la campaña con Pichetto en Tucumán y busca revertir su imagen en Buenos Aires